Calabacines rebozados al horno, un plato delicioso que gustará incluso a los pequeños de la casa. La receta de hoy es deliciosa y sencilla, ideal para poner de entrante, para picar algo o como cena ligera e informal. Toma nota de esta receta, verás cómo gusta a toda la familia. Ya me contarás.

El calabacín, también conocido por zucchini es un alimento delicioso, recomendado en dietas de adelgazamiento por su poco aporte calórico y la gran cantidad de agua que contiene, que puede llegar al 95%. Se recomienda consumir con la piel. Contiene muchas vitaminas como son la vitamina C, vitamina B3 y vitamina A.

También es rico en fibra y como te dije antes, no hay dieta de pérdida de peso que no lo recomiende. Hoy hacemos el calabacín en forma de entrante o cena ligera, aunque incluimos otros ingredientes, no deja de ser un plato de lo más aconsejable.

Hace poco tiempo publicamos otra receta con calabacines; Calabacines Cremosos con nueces que os gustó mucho, pues bien, la receta de hoy os gustará tanto o más. Vamos con el paso a paso y los ingredientes.

Ingredientes para hacer los calabacines rebozados al horno

2 calabacines grandes

3 claras de huevo

pan rallado

queso rallado

pimienta recién molida

aceite de oliva

sal

Usa el queso rallado que tengas en casa. Puedes usar las claras congeladas de algún día que te sobraron, recuerda que se pueden congelar sin problemas, las yemas nunca se pueden congelar.

Ingredientes para hacer los calabacines

Ingredientes para hacer los calabacines

Elaboración de los calabacines rebozados al horno

Cortamos los calabacines en bastones con la piel, desechando los dos extremos.

Calabacines cortados en bastones

Calabacines cortados en bastones

Añadimos sal y pimienta recién molida a todos los bastones de calabacín.

Salpimentamos el calabacín

Salpimentamos el calabacín

Pasamos los bastones por la clara de huevo.

De la clara de huevo los pasamos al pan rallado.

Pasamos el calabacín por clara de huevo y pan rallado

Pasamos el calabacín por clara de huevo y pan rallado

Ponemos papel de hornear sobre la bandeja del horno y colocamos los bastones de calabacín dejando espacio entre unos y otros.

Añadimos un hilito de aceite de oliva a cada uno de los bastones.

Ponemos sobre el aceite un poco de queso rallado.

Calabacines listos para meter al horno

Calabacines listos para meter al horno

Metemos los bastones de calabacín al horno a unos 200º  (farenheit 400 – gas 4) de 15 a 20 minutos.

Míralos pasados 15 minutos, cada horno es un mundo y con el horneado hay que tener cuidado. Cuando veas que están dorados los sacas del horno.

Ponemos los calabacines rebozados en una fuente alargada.

Calabacines emplatados

Calabacines emplatados

Los podemos servir con la salsa que más nos guste, mayonesa, salsa picante, salsa de ajo, etc. Los calabacines no quedan duros, pero se pueden untar en cualquier salsa sin problemas.

Usa la salsa que más te guste

Usa la salsa que más te guste

Para que veas con todo detalle cómo los hicimos, en este vídeo tienes la receta paso a paso.

Deseo que te haya gustado esta receta tanto como a mi y la hagas en casa cualquier día de estos. Ya me contarás.

COMPARTE esta receta en tus redes sociales, tienes el cuadro para compartir al final de la receta.

Si ves vídeos en Youtube  SUSCRÍBETE a mi canal AQUÍ, es GRATIS y verás mis recetas antes que nadie.

Puedes seguirme en  Facebook    Google +  Twitter   Pinterest